sábado, 19 de marzo de 2011

Japonesita



Letra de Antonio Bonavena
Musica de Antonio Bonavena

Yo la geisha mimada fui
de un magnífico emperador,
a quien tuve prisionero
en las redes de mi amor.
En las noches de suave azul
abrazado me estremecí
acunándome en sus brazos
mi galán cantaba así:
.Japonesita ven
que quiero yo libar
los dulces ósculos de miel
que tu boquita sabe dar;
por conservar tu amor
mi reinio olvidaré
y enardecido de pasión
tu esclavo yo seré..
Pero un día en el mozo vi
al hijo del emperador
y era el príncipe heredero
un muchacho encantador;
al instante lo cautivé
y tal fuego sintió por mí
que acunándome en sus brazos
él también cantaba así:
.Japonesita ven que quiero yo libar
los dulces ósculos de miel
que tu boquita sabe dar
por conquistar tu amor
mi patria olvidaré
y enardecido de pasión
tu esclavo yo seré.
Una noche me descuidé
y mi amante el emperador
descubrió mis amoríos
con su hijo encantador;
me miró con tranquilidad
pero luego acercóse a mí
y besándome muy triste
se alejó cantando así:
.Japonesita, pues, mataste mi ilusión
ya me rompiste mi rival
que mudo está mi corazón.
Sólo te pido yo
que al olvidarme a mí
a mi hijo llegues querer
como te quise a ti..
Publicar un comentario